Interstella 5555
Miscelánea

Interstella 5555

Leiji Matsumoto y Daft Punk haciendo magia

Por: Julian Vega - 21 Dic 2017 Se lee en: 3 mins

Corría el año 2001, el nuevo milenio estaba comenzando y ante la no-irrupción del Y2K o una sociedad como la de Los Supersónicos, era necesario llenar ese vacío con nuevos consumos culturales que hagan palpable la transición de siglo. En Francia había dos músicos conscientes de esto: Thomas Bangalter y Guy-Manuel de Homem-Christo, conocidos en el ambiente de la música house como los integrantes de Daft Punk. Su primer disco, Homework, les había dado fama suficiente como para tener un par de videoclips rotando en MTV, así que no eran para nada unos desconocidos. Pero lo que estaban preparando desde 1998 los llevaría a niveles hasta entonces insólitos para la música electrónica.

Discovery vio la luz en febrero de 2001 y supuso un volantazo con respecto al House crudo que venían haciendo, con influencias de Disco, Rock y R&B. Desde el recontra-hitazo One More Time, pasando por las guitarras a puro tapping en Aerodynamic y Digital Love, el downtempo de Something About Us, hasta llegar a los exactos y ascendentes 10 minutos de Too Long; no se puede negar que el disco fue realmente un viaje musical de principio a fin, ante lo cual el dúo empezó a idear cómo serían sus videoclips desde el principio de las grabaciones. Para los videos de Homework habían trabajado con cineastas de vanguardia como Spike Jonze y Michel Gondry, con muy buenos resultados. En lugar de repetir la fórmula, Thomas y Guy-Man recurrieron a un ídolo de su infancia: Leiji Matsumoto, mangaka conocido por su trabajo en Galaxy Express 999 y Space Pirate Captain Harlock, siendo este último un anime por el que los Daft Punk tuvieron mucho aprecio desde chicos.

Con Matsumoto encargado del diseño de personajes y supervisar la animación, y con Cédric Hervet (asesor creativo de DP) a bordo, la tripulación se completó con tres directores designados por Toei Animation, entre los que destaca Daisuke Nishio (histórico director de Dragon Ball). Entre todos dieron forma a un proyecto mucho más ambicioso que un par de videoclips: toda una película musicalizada por Discovery de principio a fin. En primer lugar se estrenaron los videos de los cortes de difusión del disco a fines de 2001, a modo de adelanto en el bloque Toonami de Cartoon Network USA y luego difundidos por canales de música (y por Fox Kids en nuestras tierras, ¿alguien se acuerda?). Finalmente, en el Festival de Cannes de 2003, se estrenó el resultado final: Interstella 5555: The 5tory of the 5ecret 5tar 5ystem.

Sin diálogos y casi sin efectos sonoros, el film nos cuenta la historia de una banda de otro planeta abducida, lobotomizada y llevada a la Tierra para ser explotada. Un piloto espacial deberá rescatarlos e iniciar un plan de escape. Con una premisa sencilla como sus personajes, el argumento se las arregla para mezclar épica, acción, sci-fi, romance y críticas a la industria del entretenimiento. Y claro, mucha estética ochentosa cortesía de Matsumoto. Además de muchos momentos lleno de metatexto (la escena final es hermosa) que de alguna forma proyectan la visión que tienen los Daft Punk sobre la industria musical (y como complemento a esto, más que recomendado el documental Daft Punk Unchained). No es casualidad que es en este punto de su carrera que ellos adoptan sus emblemáticos uniformes de robot que aún conservan hoy y que pueden verse en un simpático cameo dentro de la película.

Quizás demasiado minimalista para tener un lugar entre los grandes musicales y muy falto de diálogo para resaltar en una lista de animación japonesa, lo cierto es que esta colaboración entre Francia y Japón llegó en el momento justo de expansión tanto de la música electrónica como del anime y lejos de ser algo “solo para fans”, es una gran recomendación para quienes vengan de uno de los dos ambientes y quieran introducirse en el otro.

Dejá tus Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
Acerca de formatos de texto

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de correos electrónicos y páginas web se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.